PUBLICIDAD, CLICK PARA AYUDAR AL BLOGGER

martes, 2 de agosto de 2011

#Cuba: ¿Libertad solo para descerebrados?

Un cerebro dispuesto a ser "robado".
Me parece sumamente graciosa la frase “robo de cerebros”, repasemos el concepto de “robo”:

El robo, es un delito contra el patrimonio, consistente en el apoderamiento de bienes ajenos, con intención de lucrarse, empleando para ello fuerza en las cosas o bien violencia o intimidación en la persona.

Dicho esto, podría decirse que la “Revolución” es la dueña de los cerebros que forma en sus escuelas y dado de que los cerebros por sí solos no sirven de nada también se arroga el derecho de apropiarse del portador del cerebro, la persona. De ahí lo de “robo de cerebros”. ¿No?

Hasta este punto el post podría parecer surrealista, pero no, es la pura realidad y ocurre hoy, ocurre en Cuba.

Cientos o miles de profesionales cubanos son hoy secuestrados por el sistema castrista con este ridículo argumento, médicos, investigadores, deportistas (estos usan más el músculo según la disciplina) o artistas son calificados como “bien” de la revolución y si estos deciden vivir y trabajar en un país extranjero sin pedirle permiso a quien le formó automáticamente se convierten en desertores como si de militares se tratara (véase las declaraciones a CNN de Alicia Alonso).

¿Que precio tiene la libertad?.

Para el sistema castrista el precio viene determinado por el nivel de formación adquirido en Cuba, mientras mas inteligente y mas formado menos libre eres, a tal punto de que no sólo se les prohíbe la salida del país (médicos y personal de salud publica) sino que en las “misiones” son vigilados de cerca por otros cerebros no tan inteligentes pero preparados específicamente para otra misión, evitar que escapen con sus cerebros.

Es la aberración de la dictadura llevada casi a su máxima expresión, creen que en nombre de un proceso político (por llamarle de alguna manera pues más que proceso es retroceso) se pueden adueñar de las personas, cortarles su libertad con la justificación de un etéreo bien común que con sólo darse un paseo por una calle habanera cualquiera se preguntará de que bien están hablando.

La respuesta es simple, el totalitarismo, las dictaduras y los ególatras son así, se creen dueños de todo y de todos, no hablan en primera persona pero cuando Raul y Fidel dicen “revolución” se están refiriendo a ellos mismos, los dueños de una isla con once millones de personas y sus respectivos cerebros.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...