PUBLICIDAD, CLICK PARA AYUDAR AL BLOGGER

domingo, 10 de julio de 2011

Representantes de la poca vergüenza. #Cuba

Agresión de un cubano a otro cubano en Miami

Ayer en Miami se vió un espectáculo lamentable, patético y barriobajero, entre cubanos se insultaron al mas puro estilo “solar” e incluso se repartieron agresiones físicas (las cuales condeno enérgicamente) delante de la oficina de Mario Diaz Balart.

Nada mas terminar de ver el video mi primera reacción fue pensar: “Hoy siento vergüenza de ser cubano”, incluso hay algunos tweets míos.

Sin embargo una vez superado el shock y el mal sabor dejado por el video pienso mas claramente: “No me representan”.

Y es que apenas una veintena de cubanos reunidos en un punto de una ciudad donde según algunos censos hay dos millones, es una muestra del poco agarre que tiene entre la comunidad posiciones tan radicales y tan barriobajeras.

Por un lado tenemos a los “provocadores”, encarnados en la organización “Alianza Martiana”, un grupito de cubanos procastristas en la cual su principal misión es provocar a aquellos que como ratones al queso caen en la trampa. Los interéses de este grupo son claros, mantener un estatus de privilegios con la dictadura del que carecen el resto de cubanos y sacar provecho económico a través de negocios, mulas, conciertos y demás actividades.

En el otro bando tenemos a un minúsculo grupo de “intransigentes” (como les llamo), la mayoría pertenecen a otra organización llamada paradojicamente “Exilio Unido”, el grupo es ciertamente pequeño a juzgar por las imágenes, sin embargo tienen una especial predilección por aparecer en la pequeña pantalla y para muestra solo hay que ver las entrevistas a Reina Luisa Tamayo trás su llegada a USA, en la cual la pobre mujer era llevada de aquí para alla en maratón mientras en segundo plano de cámara siempre aparecían las mismas caras, casi todas repetidas nuevamente en el video del show ante la oficina de Diaz Balart.

Dicho esto voy a dejar clara mi posición personal sobre el tema de la enmienda propuesta por Diaz Balart (relacionado genealógicamente con Fidel Castro por cierto).

Ningún gobierno democrático ni ninguna dictadura puede cercenar los derechos humanos de los cubanos, con esto quiero decir que los cubanos son libres de visitar Cuba cuando les venga en gana porque les asiste el derecho humano numero 13.2, sin embargo...

Existe una ley de ajuste Cubano que beneficia al cubano claramente por encima del resto de emigrados a USA. Por tanto, el gobierno norteamericano podría argumentar de que “debido al privilegio del cual gozan, los cubanos deben hacer un sacrificio”, y es la de no poder visitar cuando quieran su país pues su estatus en USA se basa en que han salido de una dictadura y por motivos políticos.

Ciertamente algún cubano dirá que: “yo me fui de Cuba por motivos económicos”, pero se olvida de que el sistema político (dictadura) imperante en Cuba no le permite desarrollarse económicamente, por tanto le guste o no le guste se fue por “problemas políticos” y que no tuvo otra elección.

Ciertamente hay un enorme número de interesados/aprovechados/desvergonzados que se valen de la ley de ajuste Cubano para ganarse unos beneficios en USA y luego prácticamente no salir de territorio Cubano llevando mercancías (Mulas) a cambio de dinero, un NEGOCIO en toda regla pagado por el sufrimiento del pueblo de Cuba.

¿Como arreglar este entuerto? Para mi la solución es sencilla y esta en manos de los legisladores norteamericanos ya que la dictadura cubana no va a mover ficha respetando el derecho humano 13.2: 

-Eliminar de raíz la “Ley de Ajuste Cubano”
-Otorgar visas de turistas a los cubanos que quieran viajar a USA en las mismas condiciones que cualquier ciudadano de otro país y en caso de dar la residencia idem.
-Eliminación total de las restricciones de viaje de los cubanos residentes en USA hacia su país de nacimiento, Cuba.

¡Y zás se acabo el dilema!

Todo esto tiene que llamar a la reflexión de todos aquellos que están detrás de organizaciones o asociaciones del exilio principalmente en Miami, Bono puede llenar un estadio con 70.000 personas, Gloria Estefan puede sacar decenas de miles cubanos a las calles de la Florida, Willy Chirino también seria capaz de hacerlo, incluso el "arrepentido" Pablo Milanes creo que llenaría el estadio o local donde pretende cantar proximamente, pero quienes se dedican en exclusiva al tema político no son capaces ni siquiera de superar la veintena de personas en una esquina para protestar por algo en concreto y no me refiero a efemérides añejas.

Algo falla....





PD Actualización: Corrijo el titulo del post a uno más adecuado
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...