PUBLICIDAD, CLICK PARA AYUDAR AL BLOGGER

martes, 7 de diciembre de 2010

El culebrón de Wikileaks

Ciertamente el asunto esta tomando un cáliz de telenovela brasileña, después de filtraciones, chismes, cables, “dimes y diretes”, el creador de wikileaks Jualian Assange se encuentra bajo custodia policial por la supuesta violación de una mujer sueca llamada Anna Ardin y al parecer de origen cubano.

Pues bien, aunque es extraño (no lo niego) que de golpe y porrazo la justicia sueca haya tramitado a toda prisa esta orden de detención, no quita la bajeza con la que la dictadura cubana ha movido ficha en torno al asunto.

La dictadura lleva varios días regocijandose con todo aquel cable donde se ve comprometido el gobierno norteamericano, aúpa a wikileaks o mas bien a los cables que filtra como la absoluta verdad de todo, sin embargo calla y deja en segundo plano lo que no le interesa, evidentemente los servicios mediáticos y de inteligencia cubanos han visto un filón en este culebrón.

En la web oficialista “cuba”debate (entrecomillo cuba pues no se habla apenas de ella) han pasado a dedicarse exclusivamente a tratar las filtraciones de wikileaks, a diseccionarlas y opinar sobre ellas, solo las que interesan por supuesto.

Pero hoy ha dado un vulgar paso mas en toda esta confusión y arremete contra la supuesta victima de Jualian Assange , según cubadebate Anna Ardin podría trabajar para la CIA, podría haber tenido contacto con grupos disidentes o con otros de protesta como las Damas de Blanco, en definitiva no arrojan ni una sola prueba sobre si sus acusaciones son ciertas o no, simplemente se dedican a desacreditar a Anna Ardin sin ningún miramiento y con el objetivo de reforzar la figura de Jualian Assange en la opinión publica, incluso dicen que Anna Ardin nació en cuba, la cual fue expulsada del país hacia 2004 por sospechas de pertenecer a la CIA por el apoyo que brindaba a las damas de blanco u otras organizaciones no castristas.

Así funciona la maquinaria propagandística de la dictadura, no entiende de presunción de inocencia , ni de valores morales (estamos hablando de una violación) al desacreditar a la posible victima, solo entiende de sus intereses y todo eso basados en los “parece ser” con los que vinculan a Anna Ardin con la CIA.

Veremos en que acaba este asunto, pero es sorprendente como la dictadura siempre esta envuelta en estos dimes y diretes internacionales de manera tan turbia.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...